Restaurante entre países: encargar en Países Bajos, comer en Alemania

Compartir

Los comensales del restaurante “Rick’s Vis” en la ciudad alemana de Gronau, próxima a la frontera con Países Bajos, tienen una experiencia particular en días de pandemia de coronavirus, que los conduce a pisar dos países durante una comida.

En primer lugar, el pedido se encarga en territorio holandés y para sentarse a comer, los comensales recorren unos pocos metros hasta alcanzar la terraza en territorio alemán.

La razón para que esto suceda son las medidas adoptadas por el coronavirus en los Países Bajos, por las que desde hace unas dos semanas están cerrados todos los locales.

“En los Países Bajos solamente se puede pedir comida para llevar, pero mis comensales quieren compartir un rato”, explicó el dueño Rick de Vries.

En la frontera

El local se sitúa exactamente en la frontera entre los dos países, por lo que el dueño del restaurante ubicó en Alemania una carpa con sillas y mesas.

“Tengo muchos clientes de Alemania que quieren comer pescado holandés”, comentó De Vries. “Y están contentos de al menos poder hacerlo nuevamente con nosotros”. El propietario del local aclaró que su idea también recibió luz verde por parte de las autoridades holandesas.

De todas maneras, explicó que actualmente recibe menos comensales de lo habitual. De Vries puntualizó que el retroceso llega al 50 por ciento y que, cuando llegue el invierno, se dificultará servir en las terrazas.

“Espero que hasta entonces podamos abrir nuevamente de manera completamente normal”, confió.


Compartir