Mbappé estaría rechazando al PSG para formar parte de la plantilla del Real Madrid

Compartir

El futuro de Kylian Mbappé es una incógnita. Al principio, todo hacía ver que acabaría vistiendo la elástica del Real Madrid. Sin embargo, conforme pasan los días, la falta de información asusta a los aficionados del club blanco.

La única certeza que aparece a día de hoy es que el delantero francés no quiere renovar con el PSG y tendría un motivo claro por el que elegir al Real Madrid escuchando la llamada de Florentino Pérez.

Según L’Equipe, el atacante galo no cree que jugando en el club parisino pueda aspirar a conseguir la UEFA Champions League. Las llegadas de Sergio Ramos, Achraf, Donnarumma o Wijnaldum no serían suficientes para lograr su confianza en un proyecto cuyo tope fue la final de 2020, en la que cayeron por 1-0 frente al Bayern.

De ahí que, de cara a 2022, Kylian Mbappé quiera seguir su carrera en el Real Madrid. El jugador confía en el prestigio europeo del equipo blanco y en pelear por el título de Champions en cada temporada como merengue. Esa sería la principal baza de Florentino Pérez para convencerle de su fichaje.

Contrato sin finalizar

Sin embargo, a Mbappé le queda aún un año de contrato con el PSG y está por ver qué rol le deja el club en caso de rechazar definitivamente la renovación. El club galo consiguió convencer a futbolistas como Neymar o Marco Verratti de renovar antes de llegar a esa situación y el último precedente es el de Rabiot.

Mbappé "puede salir de inicio" ante el Leipzig, anuncia Tuchel

El internacional ‘bleu’ rechazó renovar con su club esperando salir como agente libre a la Juventus y Al Khelaifi no se lo perdonó. A mediados de la temporada 18/19, cuando ya le quedaban seis meses de contrato y podía negociar con cualquier equipo, dejó de jugar en el Parque de los Príncipes.

Su último encuentro en París fue el 12 de diciembre, ante el Estrella Roja en Champions y, a partir de ahí, no tuvo un solo minuto más. Una situación más complicada en el caso de un jugador de la talla de Mbappé, aunque en el PSG no se andan con miramientos.


Compartir