Una farmacéutica de Israel iniciará ensayos clínicos con una vacuna contra el coronavirus en pastilla

Compartir

Una empresa farmacéutica de Israel ha anunciado este viernes que iniciará el mes que viene ensayos clínicos con una nueva vacuna contra el coronavirus en pastilla una vez reciba ‘luz verde’ del Gobierno israelí, tras los resultados positivos logrados en las pruebas en cerdos.

Oramed Pharmaceuticals ha indicado que la vacuna está siendo desarrollada por la india Premas Biotech y ha destacado que la pastilla no tendría que ser almacenada a bajas temperaturas o administrada por profesionales, como ocurre con las dosis inyectables, lo que podría impulsar las campañas de vacunación.

El director ejecutivo de la empresa, Nadav Kidron, ha sostenido que “la vacuna oral, que no depende de una cadena de suministro en frío, como otras vacunas contra el coronavirus, podría marcar la diferencia entre un país capaz de superar la pandemia y uno que no”.

“Particularmente en zonas duramente golpeadas por el virus que aún no han vacunado a sus poblaciones, una vacuna oral contra la COVID-19 podría cambiar la situación”, ha explicado, en unas declaraciones concedidas al diario ‘The Times of Israel’.

La empresa ha recibido la aprobación del Centro Médico Sourasky de Tel Aviv para iniciar los ensayos clínicos en 24 voluntarios no vacunados y está a la espera de recibir la aprobación final del Ministerio de Sanidad, sin que por el momento haya fecha fijada para ello.

Campaña de vacunación

Las declaraciones de Kidron han llegado un día después de que el primer ministro israelí, Naftali Bennett, pidiera a la población que se vacunara y recalcara que aquellos que se niegan a ello “ponen en peligro a los otros ocho millones de ciudadanos del país”.

“Si alguien conoce a otra persona que rechaza las vacunas, que la convenza, que le explique que ponen en peligro la salud de otros. No hay que rendirse con ellos”, dijo, antes de defender la decisión del Gobierno de que las personas no vacunadas paguen las pruebas del coronavirus.

“No hay motivos para que los contribuyentes y los que cumplen su deber cívico financien las pruebas (sobre el coronavirus) de aquellos que se niegan a vacunarse”, sostuvo Bennett, en medio de un nuevo repunte de los casos achacado principalmente a la variante delta.

Balance de casos

El Ministerio de Sanidad israelí ha confirmado este viernes 1,263 casos, lo que eleva el total a 857,554, con 6,457 muertos y 10,194 casos activos, incluidos 81 pacientes en estado crítico. Asimismo, la tasa de positividad ha ascendido al 1.83 por ciento.

Por otra parte, ha destacado que 5,755,067 personas han recibido hasta la fecha al menos una dosis de la vacuna contra el coronavirus, de las cuales 5,283,200 han sido inoculadas con la segunda y cuentan ya con la pauta completa.

Le puede interesar:


Compartir