PDH sobre la no autorización al aumento salarial: Fijación del salario mínimo menoscaba nivel de vida de personas trabajadoras

Compartir

Tras conocerse la decisión del presidente Alejandro Giammattei de no aumentar el salario mínimo para el 2021, el procurador de los Derechos Humanos (PDH), Jordán Rodas, emitió un comunicado, en el cual asegura que esa decisión menoscaba el nivel de vida de las personas trabajadoras y sus familias.

“El trabajo es un derecho de la persona y una obligación social, rigiéndose bajo principios de justicia social, realismo y objetividad. La remuneración de la persona trabajadora debe ajustarse a las condiciones socioeconómicas del país”, indicó el magistrado de conciencia.

Además, Rodas recordó que la Constitución Política de la República de Guatemala establece que el Estado se organiza para la protección de la persona y a la familia, garantizando la vida, libertad, justicia, seguridad, paz y desarrollo integral de la población.

“El salario debería ser suficiente para sustentar a las personas trabajadoras y sus familias. Además, menciona que el Código de Trabajo estipula un salario mínimo que debe cubrir las necesidades básicas de los hogares, mientras que el Ministerio de Trabajo y Previsión Social es la entidad responsable de armonizar la propuesta de salario mínimo y trasladarla al Presidente de la República para su fijación”, se lee en el documento.

Publican Acuerdo

A través del Acuerdo Gubernativo 250-2020 del Ministerio de Trabajo, el cual fue publicado este miércoles en el Diario de Centro América, el presidente Alejandro Giammattei establece que el salario mínimo para el próximo año no tendrá cambio alguno, por lo que seguirá vigente el del 2020.

La justificación del Gobierno para no aumentar el estipendio es “que los efectos económicos y sociales de la pandemia Covid-19 tiene una particular repercusión en sociedades como la guatemalteca, por ende es recomendable tomar decisiones y acciones que permitan que la política económica se oriente en forma efectiva a la recuperación de las capacidades productivas y la protección del empleo”.

El mandatario, durante un mensaje en cadena nacional, aseguró que Guatemala “ha sido de los países que más resiliencia ha demostrado para afrontar la crisis provocada por la pandemia del coronavirus, y que ha tenido el menor crecimiento negativo de toda la región”, dijo.

Además, añadió que otro de los aspectos que consideró el Gobierno para no aumentar el salario mínimo fue el número de afiliados al Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS) registrados.

“En ningún caso, los trabajadores podrán tener un salario menor al fijado en el Acuerdo Gubernativo 250-2020”, dijo Giammattei.

Asimismo, aseguró que espera “en Dios que en el 2021 sea un año donde las bendiciones recaigan en los hogares de los guatemaltecos y, los éxitos y satisfacciones nos abunden”.


Compartir