El presidente Lasso (Ecuador) acepta reunirse con líder indígenas con ONG como mediadoras

El presidente Lasso (Ecuador) acepta reunirse con líder indígenas con ONG como mediadoras

  • En medio de un caos generalizado, el mandatario busca volver la calma al país
  • Indígenas ponen condiciones para participar en el diálogo.

El presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, ha confirmado estar dispuesto a reunirse con la Confederación de Nacionalidades Indígenas de Ecuador(CONAIE), impulsores de un paro nacional que dura ya más de una semana, y entablar un diálogo con la mediación de ONG.

“Cuente con mi mejor predisposición y la de mi gabinete para participar en un proceso de diálogo franco y respetuoso con la CONAIE y más organizaciones de la sociedad civil que deseen sumarse”, ha señalado Lasso en una misiva firmada el lunes pero difundida este martes y recogida por el diario ‘El Universo’.

La CONAIE por su parte, ha condicionado su participación en la mesa de negociaciones a que previamente se cumplan con una serie de medidas, lo que supone el primer inconveniente para que se concrete este miércoles el primer encuentro de diálogo.

Las protestas en varias ciudades de Ecuador han cobrado fuerza.

En la carta, dirigida a Humberto Salazar, presidente de la organización Fundación Esquel, el mandatario ecuatoriano invita a participar en el diálogo a todos aquellos que quieran encontrar una solución para las “legítimas necesidades” de la sociedad ecuatoriana.

Asimismo, Lasso ha remarcado que el Ejecutivo “ha acogido gran parte” de las peticiones formuladas por los colectivos sociales, aunque ha reconocido ser consciente de que “el proceso de solución de los problemas de un país es dinámico”, por lo que ha asegurado estar “dispuesto a identificar en conjunto las mejores formas y vías para estas soluciones”.

La CONAIE convocó a un paro nacional “indefinido” que va ya por su novena jornada y que en los últimos días ha derivado en que grupos de manifestantes hayan llegado a la capital, Quito, y hayan protagonizado enfrentamientos con las fuerzas públicas. El Gobierno ha denunciado ya más de 60 agentes de Policía heridos y decenas de vías cortadas.

Este mismo martes la Secretaria de Derechos Humanos de Ecuador ha hecho un llamamiento para que organizaciones internacionales colaboren y medien en una mesa de diálogo entre Gobierno y manifestantes, con lo que Lasso estaría también de este modo recogiendo este guante.

Previamente, el ministro de Defensa de Ecuador, el exgeneral Luis Lara, ha advertido de que, con los incidentes registrados en el país desde la semana pasada, la democracia ecuatoriana está “en serio riesgo”.