Italia prevé vacuna gratuita y voluntaria desde enero y restringirá al máximo desplazamientos en Navidad

Compartir

Vacunación voluntaria y gratuita para todos los italianos. Esos son los planes del Gobierno de Giuseppe Conte que anunció este miércoles el ministro de Salud, Roberto Speranza, quien también desveló que se mantendrán las restricciones, en particular las relativas a desplazamientos, durante las fiestas navideñas con el fin de evitar una tercera ola en la pandemia.

La vacuna será suministrada gratuitamente a todos los italianos“, indicó Speranza durante su intervención ante el Senado, defendiendo que no es “admisible” ninguna desigualdad a la hora de suministrarla y que por el momento el Gobierno no tiene intención de imponer su “obligatoriedad”.

Según Speranza, se dará prioridad en la vacunación a los trabajadores sanitarios, los residentes y el personal de las residencias de ancianos así como a personas de edad avanzada “para obtener una mayor cobertura y cubrir a las personas con mayores factores de riesgo”.

A medida que se disponga de más dosis, añadió, se irá ampliando a otros grupos como los trabajadores de servicios esenciales, las fuerzas del orden o el personal educativo. “El objetivo es lograr lo antes posible la inmunidad de grupo“, explicó, por lo que se irá evaluando el nivel de aceptación de los ciudadanos.

El ministro ha indicado que el Ejecutivo tiene previsto adquirir más de 200 millones de dosis de las distintas vacunas que se están desarrollando, suficientes para vacunar a todos los italianos y mantener una reserva de seguridad. Además, desveló que el Ejército participará en su distribución.

Restricciones navideñas

Por otra parte, el titular de Sanidad hizo saber a los ciudadanos que aún quedan “otras semanas de sacrificios” puesto que “si bajamos la guardia, la tercera ola está a la vuelta de la esquina”, justificando así que el Gobierno haya optado por no aliviar algunas de las restricciones de cara a Navidad con la vista puesta también en evitar “un confinamiento generalizado”.

Puesto que las medidas adoptadas en las últimas semanas “están funcionando” y el índice de transmisión se ha reducido, el Ejecutivo mantendrá la división del país en tres zonas clasificadas por colores –rojo, naranja y amarillo– en función del riesgo de contagio, ha señalado el ministro.

Además, el Gobierno ha apostado por reforzar las limitaciones de cara a la Navidad. “Es necesario limitar al máximo posible los contactos entre personas”, insistió. Por ello:

  • Se desincentivarán los desplazamientos internacionales
  • se limitarán los desplazamientos entre regiones y los días festivos más importantes –25 y 26 de diciembre y 1 de enero– también se limitarán los desplazamientos entre municipios”, anunció.
  • Según la agencia Adnkronos, el Gobierno también prohibirá los desplazamientos a las segundas residencias a partir del 21 de diciembre
  • y tampoco se modificará el toque de queda en vigor a partir de las 22 horas durante las fiestas navideñas
  • mientras que bares y restaurantes podrán abrir como hasta ahora, solo hasta las 18 horas.

Balance

Según el Ministerio de Salud, la pandemia deja ya en Italia 1,641,610 casos y 57,045 víctimas mortales, tras sumarse en las últimas 24 horas otros 20,709 nuevos positivos –sobre un total de más de 207,000 test– y 684 decesos.

En estos momentos hay 32,454 pacientes hospitalizados con síntomas de COVID-19, un dato ligeramente inferior al del martes, con 357 pacientes menos, mientras que también disminuyen los ingresados en la UCI, otro 47 menos, lo que deja el total en 3,616. Por lo que respecta a los pacientes curados, son ya 823,335, tras recibir el alta en el último día otras 38,740 personas.


Compartir